Saltar al contenido

Incompatibilidad de la incapacidad permanente y gran invalidez con el trabajo: novedades de 2024

chica en silla de ruedas trabajando

El Tribunal Supremo ha emitido una sentencia en abril de 2024 que cambia la forma en que se entiende la compatibilidad entre trabajar y recibir una pensión por incapacidad permanente absoluta o gran invalidez. Este fallo rompe con la interpretación anterior que permitía a los beneficiarios de estas pensiones trabajar bajo ciertas condiciones. A continuación, analizamos este cambio, sus razones y las posibles consecuencias para los pensionistas y el sistema de Seguridad Social en España.

 

Cambio radical en la normativa sobre la incapacidad permanente y la gran invalidez con el trabajo

En un giro sorprendente, el Tribunal Supremo ha establecido que la incapacidad permanente absoluta y la gran invalidez no son compatibles con el trabajo, salvo en casos marginales o esporádicos. Este cambio normativo ha generado una gran controversia, ya que contradice la jurisprudencia previa que permitía a los beneficiarios de estas pensiones trabajar bajo ciertas condiciones. La decisión se basa en la interpretación del artículo 198.2 de la Ley General de la Seguridad Social y plantea importantes implicaciones para los pensionistas y el sistema de prestaciones públicas.

 

Historia de ‘el caso’

En 2015, a un peón agrícola se le reconoció una incapacidad total debido a una significativa pérdida de visión, lo que le permitió cambiar de profesión y empezar a trabajar en la ONCE como vendedor de cupones. En 2019, su condición empeoró y un tribunal le otorgó el grado de gran invalidez, retrotrayendo los efectos económicos a 2018. El Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) condicionó el pago de la pensión a que dejara su empleo en la ONCE, lo que llevó al trabajador a recurrir esta decisión en los tribunales.

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía dictaminó en 2022 que la pensión de gran invalidez era incompatible con su trabajo en la ONCE. Esta decisión fue apelada al Tribunal Supremo, que en abril de 2024 confirmó la incompatibilidad, estableciendo un nuevo precedente legal.

 

Razones del Tribunal Supremo

    • Interpretación de la Ley
      El Tribunal Supremo basó su decisión en una interpretación estricta del artículo 198.2 de la Ley General de la Seguridad Social. Según esta interpretación, solo los trabajos de carácter marginal y de poca importancia, que no requieran darse de alta en la Seguridad Social, son compatibles con las prestaciones de incapacidad permanente absoluta y gran invalidez. La ley menciona «actividades» compatibles con la incapacidad, lo que el Tribunal interpretó como tareas que no constituyen un trabajo formal que genere ingresos regulares.
    • Objetivo de las prestaciones de invalidez
      El Tribunal argumentó que las pensiones de invalidez están diseñadas para sustituir las rentas salariales que los beneficiarios ya no pueden obtener debido a su incapacidad. Permitir que los pensionistas trabajen de manera regular y obtengan ingresos adicionales iría en contra del propósito de estas prestaciones, que es proporcionar un sustento en ausencia de capacidad laboral.
    • Impacto en el empleo
      Otro argumento clave fue que permitir la compatibilidad entre trabajo y pensión podría desplazar a otros trabajadores desempleados que podrían ocupar esos puestos. Según el Tribunal, esto sería contrario a los principios de solidaridad y sostenibilidad del sistema de Seguridad Social, ya que se estarían duplicando los beneficios en detrimento de otros ciudadanos.
    • Alternativas tecnológicas y reinserción laboral
      El Tribunal también sugirió que, con el avance de la tecnología y la disponibilidad de herramientas como la inteligencia artificial, las personas con discapacidades graves podrían encontrar formas de generar ingresos sin necesidad de recibir una pensión. Proponen una revisión del sistema de incapacidades para fomentar la reinserción laboral y reducir la dependencia de las pensiones.

 

¿Cómo te puede influir esto?

La nueva sentencia del Tribunal Supremo sobre la incompatibilidad del trabajo con la incapacidad permanente absoluta o gran invalidez podría afectar considerablemente a quienes actualmente reciben estas prestaciones mientras trabajan. A continuación, describimos las posibles consecuencias y cómo podrían influir en tu situación.

 

Revisión de pensionistas

La decisión del Tribunal Supremo podría provocar una serie de revisiones por parte del Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS). Si estás trabajando mientras recibes una pensión por incapacidad permanente absoluta o gran invalidez, el INSS podría revisar tu situación para verificar si cumples con la nueva interpretación de la ley. Esto podría llevar a la reducción o incluso la eliminación de tu pensión si tu empleo no se ajusta a los nuevos criterios de marginalidad y poca relevancia.

 

Desmotivación y precariedad

El fallo judicial puede desalentar a muchas personas con incapacidad permanente absoluta o gran invalidez a buscar empleo, incluso en puestos que se adapten a sus limitaciones. Esta falta de incentivo para reingresar al mercado laboral puede resultar en una mayor precariedad económica y social, impactando negativamente la calidad de vida de los pensionistas. Además, el riesgo de perder la pensión al encontrar trabajo puede ser una barrera adicional para aquellos que quieren mantenerse activos y productivos.

 

Restricción de derechos

La decisión judicial implica una limitación considerable en los derechos de las personas con discapacidades graves. Anteriormente, la ley permitía cierta flexibilidad, permitiendo a estas personas trabajar y recibir sus pensiones simultáneamente. La nueva interpretación restringe esta flexibilidad, lo cual podría verse como una violación de los derechos garantizados por las normativas nacionales e internacionales. Esto puede provocar incertidumbre y aumentar los conflictos legales, ya que las personas afectadas pueden sentir que sus derechos están siendo reducidos.

 

¿Cómo te podemos ayudar en Ancla Abogados?

Estamos comprometidos a proporcionar el apoyo necesario para que navegues estos cambios legales. Entendemos las preocupaciones que esta sentencia puede generar y estamos aquí para ayudarte a entender tus derechos y opciones. Aquí es cómo podemos asistirte:

    • Asesoría legal personalizada: nuestros expertos en derecho laboral y de la Seguridad Social pueden ofrecerte asesoramiento personalizado sobre cómo esta sentencia puede afectar tu situación específica.
    • Revisión de casos: si te preocupa que tu pensión pueda ser revisada, te ayudaremos a prepararte para cualquier proceso de revisión, asegurando que toda la documentación y evidencia estén en orden.
    • Representación legal: en caso de que necesites apelar una decisión del INSS o llevar tu caso a los tribunales, nuestros abogados te representarán y defenderán tus derechos.
    • Orientación y apoyo: te proporcionaremos orientación continua y apoyo durante este proceso, ayudándote a comprender los pasos a seguir y las posibles soluciones a tu situación.

 

No estás solo en esto. En Ancla Abogados, estamos aquí para asegurarnos de que recibas el apoyo y la representación que necesitas para proteger tus derechos y mantener tu estabilidad económica. Contáctanos para más información y para programar una consulta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Tiene una consulta?
Artículos relacionados
Últimos artículos